Salud

Por qué suspendió Sudáfrica la aplicación de la vacuna de AstraZeneca

Ante el acecho de nuevas variantes del coronavirus- SARS-CoV-2, el país debería  “estar haciendo secuenciación genómica del virus”, para prepararse, y  tomar medidas en caso de que las vacunas puedan perder efectividad, afirmó Roselyn Lemus-Martín, doctora en Biología Molecular por la Universidad de Oxford.

 Por qué suspendió Sudáfrica la aplicación de la vacuna de AstraZeneca

La eficacia de la vacuna de Oxford-AstraZeneca es "limitada" frente a la variante de coronavirus sudafricana, y aunque es efectiva en infecciones severas, ofrece "protección mínima" en casos leves y moderados.

Son las conclusiones de un estudio científico con 2.000 voluntarios que llevó a Sudáfrica a suspender el lanzamiento de esa vacuna en el país.

La nueva variante es responsable del 90% de casos de covid en Sudáfrica, que ya ha registrado más de 1,4 millones de casos de coronavirus y 46.000 muertes desde que comenzó la pandemia, según datos recopilados por la Universidad Johns Hopkins.

El país recibió un millón de dosis de la vacuna de Oxford-AstraZeneca y tenía planeado comenzar a administrarlas la semana que viene.

En una conferencia de prensa online el domingo, el ministro de Salud de Sudáfrica, Zweli Mkhize, dijo que su gobierno esperará nuevas recomendaciones sobre la mejor manera de proceder con la vacuna AstraZeneca a la luz de los nuevos hallazgos.

Mientras tanto, dijo, el gobierno ofrecerá vacunas producidas por Johnson & Johnson y Pfizer en las próximas semanas.

¿Qué significa para los casos más graves?

El estudio fue realizado por la Universidad de Witwatersrand, en Johannesburgo (Sudáfrica), pero aún no ha sido revisado por pares.

El médico sudafricano y profesor de vacunología Shabir Madhi, quien dirigió la investigación, dijo que los resultados muestran que "lamentablemente, la vacuna de AstraZeneca no funciona contra los casos leves y moderados de la enfermedad (covid-19)".

Madhi dijo que el estudio no pudoanalizar la eficacia de la vacuna en la prevención de infecciones más graves, ya que los participantes tenían una edad promedio de 31 años y, por lo tanto, no representaban al grupo demográfico con mayor riesgo de síntomas graves por el virus.

La vacunóloga británica Sarah Gilbert, desarrolladora principal de vacunas de Oxford, dijo que la vacuna aún debería proteger contra los casos más graves.

"Lo que estamos viendo de otros desarrolladores de vacunas es que tienen una reducción en la eficacia contra algunas de las variantes de los virus, y es posible que no estemos logrando reducir el número total de casos, pero todavía hay protección contra las muertes, las hospitalizaciones y las enfermedades graves ", dijo el domingo en el programa de la BBC Andrew Marr Show.

La especialista también dijo que cree que es probable que los desarrolladores tengan una versión modificada de la vacuna contra la variante de Sudáfrica, también conocida como 501.V2 o B.1.351, a finales de este año.